Cómo mejorar la memoria y cómo repasar para un examen

///Cómo mejorar la memoria y cómo repasar para un examen

Muchos son los estudiantes que buscan el Santo Grial de las técnicas de estudio y, sobre todo, buscan la estrategia definitiva para mejorar la memoria. Seguramente conozcas a alguien que está sacándose unas oposiciones, a algún estudiante universitario, o simplemente a algún atleta de la memoria. Todos y cada uno de ellos pueden darte estrategias para estudiar mejor y retener más información. Pero lo cierto es que si tuviéramos la llave mágica de nuestra memoria, no estarías aquí leyendo este artículo.

Cada persona es un mundo, con sus características y particularidades. Lo primero que deberías entender, es que todos aprendemos de formas diferentes. Hay gente que usa la pura repetición mecánica, otros necesitan entender lo que quieren estudiar y algunos necesitan usar representaciones mediante imágenes. Y todos te dirán que su técnica es la mejor.

Dicen que el 80% de lo que aprendemos lo hacemos de forma visual y solo el 20% de forma auditiva. No sé qué tendrían que decir a este respecto los ciegos, pero apuesto a que lo más seguro es que no estarían de acuerdo con esta afirmación.

Probablemente lo que te voy a decir no sea lo que estabas esperando, sobre todo porque la gran mayoría de la gente quiere que se les explique la técnica definitiva con sus 5 ó 10 pasos. Pero, para memorizar algo y que eso permanezca en tu memoria a largo plazo, hay que involucrar los sentimientos y las emociones. Por eso muchos docentes y pedagogos hablamos de emocionar en las clases.

Permite que te haga una pregunta. ¿Recuerdas con qué frase empezaba este artículo? Probablemente tu respuesta sea, ni idea… Pero mira esta otra pregunta. ¿Recuerdas qué pasó la primera vez que te partiste un hueso o tu primer beso? Probablemente recordaras muchas cosas de lo que pasó ese día. ¿Cuál es el motivo? Pues que se establecieron una serie de relaciones en tu memoria: sensaciones, imágenes, sonidos, olores… Todo eso son detonantes de la memoria que combinados hicieron que ese evento se grabara en tu memoria a fuego. Precisamente por eso es por lo que recordamos a los profesores que más nos gustaron y los que más odiamos. Porque en ambos casos nos hicieron sentir algo, bueno o malo. Y esa es una de las razones por las que aprendemos más rápido aquello que nos gusta o nos entusiasma.

Pero la realidad es que es muy complicado decirle a un opositor que esos 5 volúmenes de leyes tienen que emocionarle… La única emoción que siente un opositor cuando esta estudiando es estrés, miedo o frustración porque no para de olvidar cosas. Por lo que, siendo realistas, también hay que aprender a gestionar y convivir con el olvido.

Teniendo eso en cuenta, hoy te voy a hablar de varias estrategias que, combinadas, a mi me han funcionado bien. Pero para ello, primero debemos aclarar una serie de puntos.

Cómo funciona el cerebro

El cerebro está dividido en dos mitades o hemisferios. El hemisferio izquierdo se encarga de la lógica, el análisis, los cálculos matemáticos o el lenguaje. Y además, una de sus funciones es la de recuperar la información que tienes almacenada en tu memoria. Digamos que si nuestro hemisferio izquierdo fuera una persona podría ser Nikola Tesla.

Por otro lado, el hemisferio derecho se especializa en la música, los colores, habilidades espaciales, imaginación, creatividad o las emociones. Por lo que si fuera una persona tal vez sería Bob Dylan.

Aquí lo importante es que seas consciente de que nuestro cerebro usa ambos hemisferios al mismo tiempo prácticamente en todo momento. Por lo que podemos ser muy buenos usando la lógica y tocando un instrumento.

Qué es la memoria

A grandes rasgos, la memoria es una función del cerebro que se encarga de almacenar y recuperar información del pasado. La capacidad que tenemos cada uno para memorizar es una habilidad que está determinada genéticamente, pero que se puede entrenar.

La memoria se divide en tres partes. La memoria a corto, medio y largo plazo. Siendo esta última el objetivo ansiado para los estudiantes, ya que sin ella no podríamos aprobar esos exámenes finales que tanto nos gustan.

Cómo funciona la memoria

La memoria es un proceso de tres pilares fundamentales: codificación, almacenaje y recuperación. Y para activar la memoria debemos usar la mayor cantidad posible de detonadores de la misma, como pueden ser las imágenes (mapas mentales), relaciones (mapas conceptuales), creatividad (historias), pruebas (tarjetas de aprendizaje), etc.

Por ello, las estrategias para mejorar la memoria ya las hemos estado viendo con anterioridad en la serie de vídeos sobre técnicas de estudio que puedes ver en mi canal de YouTube.

Estrategias para mejorar la memoria

Para no extenderme demasiado en esta previa, recuerda que para memorizar hay que tener unos hábitos de estudio y hay que preparar al cerebro poco a poco para que entienda que cada día tiene que centrarse en memorizar algo (hábitos). A su vez, es importante que entiendas que cuantas más horas pases estudiando, menos conocimiento serás capaz de memorizar, por lo que yo te recomiendo periodos no más largos de 30 minutos de estudio con sus 10 minutos de descanso. Y sobre todo, que no pierdas el tiempo subrayando, releyendo o resumiendo contenidos. Está probado científicamente que son las tres técnicas con peores resultados.

Pero tranquilidad, veamos algunas técnicas que pueden ser muy interesantes. Lo que sí te ruego es que seas flexible. No a todo el mundo le pueden resultar útiles estas técnicas o estrategias. Dar respuesta a cada caso es imposible, por lo que hablo de casos generales y estará en tu mano adaptar lo que viene a continuación.

1. Mapas conceptuales o mentales

Como veíamos con anterioridad, para que el cerebro sea capaz de memorizar más contenido, es necesario que se establezcan relaciones entre lo que conocíamos previamente y lo nuevo que pretendemos aprender. Por eso, cuando utilizamos los mapas y establecemos las relaciones entre los conceptos, es como si estuviéramos dándole al cerebro un mapa a seguir.

Si quieres aprender a crear mapas conceptuales para mejorar la memoria, puedes pasarte por esta lista de reproducción.

2. Repetición mediante tarjetas de aprendizaje (repaso)

Evidentemente, ya con el trabajo de realizar un mapa mental o conceptual habrás memorizado parte del contenido que quieres aprender. Al buscar esas relaciones se involucran muchos detonadores de la memoria. Pero dependiendo del tamaño del mapa, y el tiempo que le hayas dedicado con sus descansos incluidos, lo más seguro es que algunas cosas se perdieran por la memoria. Para eso podemos usar la repetición.

Y es que hay una premisa fundamental, podemos almacenar grandes cantidades de información, pero si no la usamos de forma asidua, esta va pasando a las estanterías del fondo de nuestro cerebro. Por lo que cuando queramos ir a consultarla, lo más probable es que tardemos en recordar o nos falte información.

Por ello quiero enseñarte la regla del 5 junto a las tarjetas de aprendizaje o flashcards para mejorar la memoria. La premisa es muy sencilla.

  • Vas a contar con 5 cajas y con un fajo de tarjetas que quepan en ellas.
  • Cada día vas a estudiar algo nuevo y repartirás en esas tarjetas los conceptos que has aprendido.
  • Al día siguiente, estudiarás algo nuevo y te pondrás a prueba usando las tarjetas del día anterior.

En este punto yo recomiendo hacerlo con alguien y establecer premios. Al crear una dinámica de juego, se hace más divertido y el cerebro estará más dispuesto a participar.

  • Si aciertas, la tarjeta pasa a la caja 2 y la abrirás tres días después. Y si fallas, vuelve a la caja 1.
  • La caja 3 (1 semana después), la 4 (un mes después) y la 5 (dos meses después) puedes espaciarlas como tú consideres en el tiempo.

Con esta estrategia lo que vas a conseguir es que tu cerebro no pase la información a las estanterías del fondo, sino que siempre esté en las primeras y así pase a la memoria a largo plazo.

3. Reglas nemotécnicas

Muchas veces necesitamos aprender pequeñas listas, nombres o datos que se nos resisten. Si bien esta técnica no se puede, ni se debe, utilizar para todo, es bastante beneficiosa en algunos casos.

Vamos a hacer una serie de pruebas.

Prueba de memoria 01

¿Sabrías decirme el orden de los planetas por cercanía al Sol?

Si no sabes responder a esa pregunta o tienes dudas, tal vez te ayude esta pequeña frase: Mi Vieja Tía María Jamás Suelta Un Novio. Que corresponde a Mercurio, Venus, la Tierra, Marte, Júpiter, Saturno, Urano y Neptuno.

Prueba de memoria 02

Visualiza este número por un minuto 272110891753 e intenta recordar la mayor cantidad de ellos posibles.

¿Qué tal te ha ido? Salvo que seas un atleta de la memoria, lo más probable es que te hayas quedado entre 5 y 9 dígitos. Pero vamos a probar algo diferente. Intentemos crear una historia con esos números.

Mis 2 amigos, Ramón y Juan, han vuelto tras 7 años a Tenerife. Ramón ha tenido éxito en su trabajo, se ha casado y tiene 2 hijos, 1 niña y 1 niño. En cambio, a Juan no le ha ido tan bien y ha vuelto con su cuenta corriente a 0 y soltero. Ramón se ha comprado su nueva casa en el 89 de la calle de La Marina, y Juan ha vuelto con sus padres al 175 de la Avenida 3 de Mayo.

Como ves, al asociar los números a una persona, una palabra o un evento, es mucho más fácil recordar el número. Pero este tipo de estrategias las tenemos que usar con mucho cuidado y sin abusar, porque al final podemos tender a solapar historias.

Consejos finales para mejorar la memoria

  • Cuando estés trabajando para memorizar cualquier cosa, es recomendable que te hidrates adecuadamente. ¡No esperes a tener sed!
  • Dormir y descansar es más importante que sentarte a estudiar.
  • Intenta mejorar cada día, pero sé flexible. Hay días en los que parece que das dos pasos hacia atrás y eso es algo absolutamente normal.
  • Estudia en equipo y diviértete con pequeñas pruebas a modo de juego. La competitividad sana te ayudará a ser una persona despierta y creativa.
  • No te atiborres con sesiones maratonianas de estudio.
  • Cuida tu alimentación y haz deporte.
By |2018-12-01T21:56:46+00:001 diciembre 2018|Educación|0 Comments

About the Author:

Licenciado en Pedagogía por la Universidad de La Laguna, técnico investigador en diversos proyectos de integración de las TIC en educación y actualmente asesor pedagógico en la Fundación General de la ULL orientado al B-learning y la creación de recursos multimedia. Creador de esta web y del canal de YouTube Educatutos. Eterno buscador de cosas nuevas que aprender y cacharreador profesional en los ratos libres.